Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
27 febrero 2015 5 27 /02 /febrero /2015 01:53

 

 

 

___sandraviviana.jpg

A MI HERMANA Y COLEGA SANDRA, EN COLOMBIA Y EN EL SAHARA, EN CHILE Y EN HAITÍ, EN PALESTINA Y EL KURDISTÁN...

uno se muere cuando lo olvidan

(Sandra Viviana Cuellar desapareció en Febrero de 2011)


Sandra, bella como ella sola,
valiente como el agua,
(y defensora del agua
y de la vida)
cantarina como un volcán,
bailaora de palmeras,
ambientalista por esencia,
ingeniera por presencia
(buscabas utilizar
las fuerzas de la naturaleza,
con y para
las comunidades campesinas),

¡ACTIVISTA COMO UNA MARIPOSA!

En Colombia y en el Sahara
te buscan

En Chile y en Haití
te buscan

En la lucha de las
mujeres kurdas
estás presente!

Las niñas y mujeres palestinas
te saludan!

Y en cada acción
de las mujeres saharauis,
en los territorios ocupados
por el invasor marroquí,
las alientas!

En Colombia hay casas
donde el tiempo se congeló,
en el Sahara también
(y eso a pesar del calor)
(y eso van 40 años,
como en mi patria Chile)

Sandra tenía 26 años,
cómo ahora los tiene Hassanna,
estás en los labios,
de mujeres y hombres,
de niños y pueblos
(en un idioma o en otro)
que luchan por su liberación!

 

 

enviado por 

 aquilescordova@gmail.com

 

fuente:
 https://comitesaharaui.wordpress.com/2015/02/26/sandra-mariposa-en-la-flor-de-la-vida-sahara-y-colombia-chile-y-haiti-palestina-y-kurdistan/

 

__sandra-viviana-cuellar.jpg

 

“El 17 de febrero de 2011, la activista ambientalista Sandra Viviana Cuéllar Gallego fue desaparecida en Cali (Valle), Colombia. Su amigo y colega de trabajo Hildebrando Vélez fue reiteradamente amenazado y hostigado por sus labores de búsqueda de Sandra Viviana. Su desaparición pondría en evidencia las falencias de la política pública de búsqueda de desaparecidos del Estado colombiano (…) Sandra Viviana Cuéllar sigue desaparecida y su crimen impune. La investigación penal por su desaparición permanece en fase preliminar”.

Salir de casa y no volver /Revista GENTE Colombia

Cada día, un altísimo número de colombianos se levantan, salen de sus casas y no regresan. ¿Por qué se esfuman?  No existen razones para justificar su ausencia, no estaban amenazados, ni sus oficios los ponían en riesgo. GENTE muestra dramáticos casos de una tragedia silenciosa que no tiene una explicación lógica (artículo publicado en la edición de abril de 2011 de Revista GENTE Colombia)

Sandra9

En Colombia hay casas en donde el tiempo se congeló. El árbol de Navidad está sin desarmar, la cama está con el tendido de hace meses y hay un celular a la espera de una llamada que no llega. Son los hogares de los desaparecidos. Por culpa de la guerra, se cuentan por miles. La Fiscalía investiga 27 mil 300 casos en el país. Pero el Registro Nacional de Desaparecidos reporta, sin hacer discriminaciones, más de 45 mil y casi dos mil, son de personas que aparecieron muertas. ¿Por qué? Dónde está, por ejemplo, la niña que salió a comprar una golosina a la tienda y nunca más regresó? O, ¿la mamá de un niño de 8 años que se desplazaba en su carro? ¿Y la que salió a dar su último concierto? ¿Y el joven que se fue a celebrar el Año Nuevo pero no regresó?

 


Sandra10



Para los familiares de estas personas, la vida es un permanente vía crucis. Han tenido que volverse, a la fuerza, una especie de investigadores natos, que a punto de la desesperación y de amor, piden a su Dios, cada noche, una pista, una llamada, una buena noticia. Y también buscan, por sus propios medios, las respuestas a la desaparición. Patricia Silvestre, hermana de Adriana, una de las personas que presentamos en este reportaje y que acaba de cumplir dos años desaparecida, dice que, sin pensarlo, escudriña a cada mujer que ve en la calle y que ya tiene la triste costumbre de mirar sobre sus hombros, porque cree que la están siguiendo. Tal vez sea Adriana o, tal vez, su victimario.



Estas son historias de aquellos que salen de casa sin problema alguno y no regresan. Algunos aparecen muertos, en condiciones que generan más preguntas que respuestas. Luego sus familiares se tienen que enfrentar a juicios tan duros como la popular sentencia: “por algo sería”. Abundan los casos en que, no hay razones, o, por lo menos, alguna que justificara la muerte. Las hipótesis abundan, pero las investigaciones son lentas y en la mayoría de los casos se cierran. El resultado, finalmente, sigue siendo la impunidad. Con los niños, las cifras también aterran. Según Medicina Legal, en Colombia hay cerca de 4 mil niños desaparecidos o secuestrados, sin contar a los menores que se llevan a la guerra. La búsqueda es desesperada en todos los rincones. ¿Dónde están? Es la pregunta. ¿Qué se hicieron estos seres anónimos y sin enemigos conocidos?Sandra4

Las siguientes páginas son para llamar la atención de este hecho doloroso. A Sandra Viviana, defensora del medio ambiente; a Gloria, cantante de música popular; a Adriana, mamá de un niño de 8 años; a la pequeña Gina, que soñaba con ser modelo; a John Jaiver, un estudiante de décimo grado, y a Julio César, un feliz escalador, porque como decía el poeta antioqueño Manuel Mejía Vallejo: “uno se muere cuando lo olvidan”.

 __Colombia__Cumpa_Ssiempre-Presente.jpg



Sandra Viviana Cuéllar / Palmira, Valle del Cauca

 

 

enlace a video: http://youtu.be/aqXi938zYfM

 

 

Compartir este post

Repost 0
Published by redlatinasinfronteras
Comenta este artículo

Comentarios